Llegas a un restaurante por primera vez y no tienes idea de lo que vas a pedir, pero un simple vistazo a la carta te hace decidir con seguridad lo que quieres. ¿Lo eliges tú realmente o recibes un pequeño estímulo para favorecer algún plato? Un poco de los dos. Veamos cómo se hace con estos 7 consejos para aplicar el marketing de menú.

Seamos realistas, no sólo de excelente cocina y calidad vive hoy en día un restaurante. Es necesario que la clientela venga y una vez dentro consuma aquellos platos que más nos interesen. Son los denominados platos estrella, como ya os explicamos que se hacía con la ingeniería de menús.

Y para ello, tenemos nuestra arma secreta…la carta.

Con un buen diseño y aplicando unos cuantos conocimientos comerciales conseguiremos no sólo mostrar al cliente los placeres culinarios, también aumentar la rentabilidad de nuestro negocio. Vamos a ver las maneras de conseguirlo.

7 maneras de diseñar tu carta con el marketing de menú

1. Colocar mezclados los platos más elaborados con los que sean más sencillos

Al leer unos y otros nos solemos inclinar por el que lleva más preparación sin pensar en el precio, que lógicamente resulta más elevado.

2. Incluye un apartado de sugerencias y pon en primer y último lugar aquellos que más te interesen

Al mirar esta zona solemos obviar los que están en el centro.

3. Cuida especialmente la descripción de los platos sobre los que tienes mayor interés por vender

Hay ciertas coletillas que nos evocan la imagen y estimulan nuestro apetito. No es lo mismo leer parrillada de pescado que pescado fresco de la bahía elaborado en brasas de leña. ¿Cuál te resulta más apetecible? Hay determinados términos como ecológico, de la huerta, etc. que nos resultan más agradables e incluso sanos.

4. Evita usar términos aburridos como hervido, frito, rebozado, plancha, etc.

Es lo que se suele comer y están muy vistos, por lo que no llaman la atención. En cambio, crujiente, en papillote, guisado según una receta familiar, marinado… Todos nos parecen mucho más tentadores.

5. Destaca con colores, subrayados, círculos o recuadros lo que te interese vender

Para resaltarlos todavía más, ponlos en la parte derecha. La vista de los clientes irá directa allí.

6. Usa la parte derecha superior de la carta y pon en ella lo que quieras destacar sobre el resto del menú

Está demostrado que nuestra mirada va primero a esa zona, y si nos gusta lo que vemos, no continuamos. ¿Y si es en forma de libro? Entonces usa la parte situada en la mitad superior en la izquierda, puesto que así es como ojeamos los libros y periódicos abiertos.

7. Ensalza los platos que quieras vender con expresiones atrayentes

Usa términos como nuevo, nueva creación, especialidad de la casa, plato estrella… Así conseguirás captar la atención del cliente.

Con el uso de la app menumaker y los consejos que te hemos dado sobre la aplicación del marketing de menú puedes llegar a incrementar la cuenta de un cliente hasta un 30%. Comienza ya a darle el valor que realmente tiene la carta de tu restaurante.