La carta de bar o de restaurante es fundamental para la satisfacción del cliente. Pero este elemento le dará información sobre el establecimiento y mostrará lo que puede consumir. Es decir, que también es una herramienta de marketing.

A la hora de diseñar la carta hay diversos aspectos que se deben tener en cuenta. Es el caso del tipo de letra, los elementos representativos de la empresa, los colores y los precios.

Pero hay otros detalles importantes pueden mejorar tu interacción con los clientes, logrando que se sientan como en casa.

Consejos para hacer la carta de bar

La mejor garantía de haber realizado un buen servicio es que el cliente compruebe que lo que se le ha mostrado en la carta, es lo que consumió realmente.

Por eso siempre haz una carta que corresponda a la realidad del menú existente.

Así como el contenido de la carta lo determinará el propio chef del establecimiento, el diseño y la composición de la carta deben ser hechos por un diseñador gráfico profesional. Recuerda que te ofrecemos la herramienta Menumaker para obtener excelentes resultados.

Consejos para diseñar una carta

Ubicación

En una carta es imprescindible colocar en sitio bien visible el nombre y logo de la empresa. También su ubicación, sus teléfonos, el correo electrónico, su sitio web y todas las redes sociales en las que participa.

Secciones

La vista está acostumbrada a la lectura de izquierda a derecha, así que lo más lógico es que aquellos platos que nos interesa promocionar estén ubicados a la izquierda.

En otra sección pueden ubicarse los platos más elaborados y más caros.

Vinos y postres

Los vinos deben tener su propia carta y el menú adecuado al tipo de caldos que haya en la bodega del bar. Si no tienes gran variedad, colócalos en el menú principal, en un capítulo aparte.

Hay restaurantes que acostumbran ofrecer los postres en la misma carta que los platos principales. No obstante, es recomendable ofrecer los postres en una carta aparte y dedicarle atención especial a la presentación, como si fuera la carta principal o la de vinos.

Tamaño y materiales

Lo convencional en el diseño de las cartas de bares y restaurantes es la utilización de papel, pero hay materiales alternativos como la madera, el plástico o el metal que lo sustituyen satisfactoriamente.

Trata de usar colores claros y que tengan vinculación con los tonos del local.

El tamaño de la carta no debe ser excesivo, ha de ser práctico, que no pese demasiado y que haya lugar para él en la mesa, con los platos ya servidos.